Provocando a su colega para que la reviente

Esta zorra muchacha morena se pasea todo el día por la casa enseñándolo todo. Ella es una guarra de primera y le agrada terminar siempre y en toda circunstancia provocando a su colega. La muy zorra ha llegado a la habitación del mamonazo con muchas ganas de pichar, mas no le ha sido simple, la cerda ha debido probar lo que sabe hacer. De ahí que, le ha chupado la garcha a su querido hermano de qué manera si no hubiese un tarde y después lo ha perseguido hasta el váter para continuar un tanto más con su ración de rabo. No se puede ser tan zorra. Al final echan un polvazo de temor y con tanto chupetear, es muy normal que asimismo se tragara la lefada de su colega.